jueves, 25 de mayo de 2017

BIZCOCHUELO DE CHOCOLATE Y LECHE CALIENTE


    Hoy, 25 de Mayo, día de La Ascensión, es festivo en Santiago. Y los días festivos toca comer algo especial. Y a mí, por la mañana, lo primero que me vino a la mente fue este bizcocho.
    Para mí es especial porque es una de las recetas de mi madre. Ya os conté en alguna ocasión que mi madre es una cocinera estupenda, y la repostería se le da de maravilla. De ella heredé el gusto por lo dulce, y ella fue mi primera maestra. La primera, y la mejor.
    Así que esta mañana la llamé por teléfono y le pedí la receta, apunté todo, y me puse manos a la obra.
 
    Mi madre siempre nos hacía algo rico para merendar los fines de semana. Y este bizcocho era uno de nuestros preferidos. Así que mi opinión no es muy objetiva, para mí es una delicia, porque me recuerda a mi madre y a las meriendas con mis hermanas. Es un bizcocho que me sabe a cariño y a familia.
   
    Os animo a que lo hagáis porque es fácil, tierno, esponjoso, se hace con ingredientes sencillos, y encima lleva chocolate, que ya sé lo mucho que os gusta todo lo que lleva chocolate ! Además tiene otra gran ventaja, y es que al día siguiente está igual de tierno.
    Mi madre me dio la receta con las medidas en tazas, pero yo fui pesando el contenido de las tazas para que lo tengáis todo en gramos, por si no tenéis tazas medidoras.
    Ella siempre lo hace con Cola-Cao o Nesquik, pero yo usé cacao sin azúcar Valor.  

INGREDIENTES:

- 1/2 taza de leche entera ( 120 grs )
- 1 cucharada de mantequilla ( 20 grs )
- 2 huevos
- 1 taza de azúcar ( 220 grs )
- 1 taza de harina ( 140 grs )
- 1/4 taza de cacao ( 25 grs )*
- 1 cucharada de levadura química ( 15 grs - 1 sobre )
- 1 cucharadita de sal ( 5 grs )

*Versión sin chocolate: pones la cantidad de cacao en harina. En total serían 1 taza y 1/4 de taza, es decir, 140 grs + 25 grs = 165 grs de harina. Y puedes ponerle esencia de vainilla o ralladura de limón.

PREPARACIÓN:

- Precalentamos el horno a 180ºC.
- Tamizamos la harina, el cacao, la levadura y la sal.
- Ponemos en un cazo al fuego la leche con la mantequilla, cuando empiece a hervir, apartamos.
- Batimos los huevos con el azúcar hasta que blanqueen y doblen el volumen.
- Añadimos la mezcla de harina, cacao, levadura y sal a cucharadas sin dejar de batir, y mezclamos bien.
- Añadimos la leche caliente y mezclamos.
- Volcamos en un molde engrasado o forrado de papel de horno.
- Horneamos a 180ºC unos 25-30 minutos.

Yo usé un molde cuadrado de IKEA de 18x20 cm.
     Espero que os haya gustado y que os animéis a hacerlo.

    Hoy le dedico esta entrada a mi repostera favorita, mi mami querida. Y a mis hermanas, que sé que este bizcochuelo les gusta tanto como a mi. 

    Besos.

    Gaby.

martes, 9 de mayo de 2017

MERMELADA DE SANDÍA Y VAINILLA


    Hola, me llamo Gabriela, y soy adicta a las mermeladas.

    Me gusta hacerlas todo el año, pero en primavera, cuando las fruterías se llenan de color y variedad, sólo pienso en mermeladear todo lo que veo. Y hoy vi una sandía que me miraba con ojitos dulces, y no me pude resistir.

    Como ya sabéis, me gustan las mezclas, y pensé que a la sandía le quedaría bien la vainilla. No me equivoqué. De todas maneras, si no os gusta la vainilla, o no os apetece la combinación, no pasa nada, la hacéis solo de sandía y os quedará igualmente deliciosa.
INGREDIENTES:

- 800 grs de sandía ( sin piel ni pepitas )
- 450 grs de azúcar
- 1 limón bien pelado y sin pepitas
- 1 vaina de vainilla

PREPARACIÓN:

- Batimos la sandía, el azúcar y el limón.
- Abrimos la vaina de vainilla y raspamos las semillas.
- Ponemos en una olla al fuego el batido, las semillas de vainilla, y la vaina .
- Cocemos primero a fuego fuerte hasta que hierva, después bajamos el fuego y vamos desespumando.
- Removemos de vez en cuando.
- Os parecerá que algo tan liquido no espesará nunca, y que tendrá poco color... paciencia !
- A los 25-30 minutos hacemos la prueba del surco o del plato, y vemos como va.
    ( Ver todos los trucos para una buena mermelada casera AQUÍ )
- Sacamos la vaina de vainilla.
    ( Yo la limpio con agua fría, la seco, y la aprovecho para hacer azúcar vainillada o esencia )
- Cuando la mermelada esté lista..... envasamos !

    Venga, a mermeladear !

    Un beso grande.

    Gaby.


lunes, 24 de abril de 2017

MERMELADA DE NARANJA Y ZANAHORIA


    Hace poco hice una buena tanda de mermeladas: de pera y vainilla , de fresa con pimienta rosa , y de naranja con zanahoria. Y entonces me di cuenta de que esta última aún no la tenia publicada en el blog, y mira que hace años que hago esta mermelada !
    Así que hoy vengo a poner remedio a este despiste. Porque uno de los motivos principales de mantener el blog, es tener un archivo de mis recetas favoritas. Y esta, sin duda, lo es. Porque está muy rica. Porque tiene una textura increíble. Porque es una combinación ganadora. Y por EL COLOR !!! Qué bonito es el naranja !
    Aunque la época fuerte de las naranjas ya pasó, aún las encontráis de buena calidad sin problema. Así que venga, a por naranjas, que esta mermelada es amor del bueno.
INGREDIENTES:

- Unas 5 naranjas. 800 grs una vez peladas.
- 200 grs de zanahorias. Unas 2 o 3 zanahorias. 
- El zumo de medio limón.
- 500 grs de azúcar

PREPARACIÓN:

- Rallamos la piel de una de las naranjas.
- Rallamos las zanahorias.
- Pelamos bien las naranjas, quitando toda la parte blanca, que es la que amarga, y las pepitas.
- Ponemos en una olla la carne de naranja en trozos, la ralladura de piel de naranja, la zanahoria rallada, el zumo de limón y el azúcar. Removemos bien y dejamos reposar 2 horas. Removemos de vez en cuando.
- A las dos horas ponemos la olla a cocer a fuego fuerte, removiendo a menudo.
- Cuando hierva bajamos el fuego y vamos desespumando.
- Removemos de vez en cuando.
- A los 25-30 minutos hacemos la prueba del surco o del plato, y vemos como va.
     *Podéis mirar mis consejos y trucos en la entrada Como hacer mermelada casera
- La batimos un poco con las varillas.
- Si os gusta muy triturada, apartáis la olla del fuego, pasáis la batidora, y la ponéis al fuego un poco más hasta que tenga la consistencia deseada.
- Cuando esté lista..... envasamos !
     ¿ No me digáis que no es bonita ? Y rica, rica, riquísima. 

    Espero que os haya gustado.

    Besos anaranjados para todos.

    Gaby.






jueves, 16 de marzo de 2017

YOGUR DE VAINILLA


    Seguro que muchos tenéis la yogurtera en casa abandonada en un rincón. Pues sacadla del olvido que hay que darle uso.
    Hoy os propongo un delicioso yogur de vainilla natural. Nada de esencias, ni pastas, ni aromas, ni colorantes. Un yogur suave hecho con vainas de vainilla y panela.
    Ya sabéis que me encanta la vainilla, así que como os podéis imaginar, este es uno de los yogures que más hago en la yogurtera.


INGREDIENTES:

Para 5 vasitos de la yogurtera Moulinex.

- 800 ml. de leche entera fresca ( de la de botella en la zona de frío, no de tetra brik )
- 2 vainas de vainilla
- 4 cucharadas de panela molida ( puede ser azúcar blanquilla, o moreno, o moscovado )
- 2 cucharadas de leche en polvo ( opcional )
- 1 yogur natural ( puede ser griego )

PREPARACIÓN:

- En un cazo ponemos la leche y el azúcar.
- Abrimos las vainas de vainilla, raspamos las semillas, y ponemos todo ( vainas y semillas ) en el cazo.
- Llevamos a ebullición removiendo de vez en cuando. En cuanto rompa a hervir apartamos del fuego y dejamos que repose hasta que esté a temperatura ambiente.
- Colamos la leche y le añadimos la leche en polvo y el yogur. Removemos bien con unas varillas.
- Rellenamos los vasitos, los ponemos en la yogurtera, y la dejamos funcionando 10 horas.
- Después guardamos los yogures en la nevera. Conviene que reposen mínimo 2 horas en frío antes de consumirlos.


Estos yogures aguantan 10 días en la nevera.
Puedes usar uno de ellos para seguir haciendo más yogures en tú yogurtera.
La panela, como el azúcar moscovado, además de ser más sano que el azúcar blanquilla por ser integral, le aporta al yogur un sabor acaramelado y algo de color.

Espero que os haya gustado y os animéis a hacerlo.

¡ Bicos !

Gaby.

jueves, 16 de febrero de 2017

MERMELADA DE KIWI

    Hacía tiempo que no publicaba una mermelada, y ya tocaba. Esta vez de kiwi. De kiwis de la finca. Vamos, fruta de casa de toda la vida, pero que ahora todo el mundo llama "fruta eco/bio/orgánica".

    No sé si sabéis que en Galicia los kiwis se dan especialmente bien. Nosotros los tenemos en la finca desde hace muchos años. Cuando toca recogerlos nos juntamos con un montón, así que a parte de comerlos a diario, y de repartir entre la familia, yo, como no podía ser de otra manera, preparo botes y botes de mermelada. Porque ya sabéis que mi amor por la mermelada casera es incondicional y no tiene fin.

    Con las mermeladas me gusta experimentar, buscar mezclas diferentes y curiosas, pero esta vez la receta es la clásica, la sencilla. No le añado nada especial, ni especias, ni otra fruta. Pero os aseguro que no por eso está menos rica. De hecho, yo no soy muy amiga del kiwi, pero en mermelada me encanta, ya que aparte del sabor, tiene una textura deliciosa.
     Hace tiempo publiqué una entrada donde enseño a hacer mermelada paso a paso, y explicando todos los trucos. Podéis verla pinchando AQUÍ

INGREDIENTES:

- 1 Kg de kiwis pelados
- 500 grs. de azúcar
- El zumo de 1 limón

PREPARACIÓN:

 - Ponemos en una olla el kiwi en trocitos, el azúcar y el zumo. Removemos, tapamos y dejamos reposar unas 2 horas.
- De vez en cuando removemos.
- A las dos horas ponemos la olla a cocer a fuego fuerte, removiendo a menudo.
- Cuando hierva bajamos el fuego y vamos desespumando.
- Removemos de vez en cuando.
- Cocemos unos 25-30 minutos, o hasta que tenga la textura deseada.
- Si os gusta sin trozos, le pasáis la batidora.
- Cuando esté lista, envasamos.

    Venga, todos a mermeladear !

    Bicos.

    Gaby.